INICIO RED DE REDES CONTACTAR BLOG
PROYECTOS / LIBRO VERDE
INICIATIVAS DE LA RED
CONOCIMIENTO
HERRAMIENTAS
FORMACIÓN
 
OBJETIVOS
Gràcia es uno de los distritos de Barcelona con más acusada personalidad. Entre 1850 y 1897 constituyó un municipio independiente en el que florecieron numerosas industrias y actividades culturales. Su población es heredera de una tradición obrera, progresista y de un espíritu convivial que, pese a las dificultades, se ha mantenido hasta hoy en un tejido urbano muy denso. El distrito de Gràcia ofrece una gran diversidad de usos y funciones, que constituye un elemento de atracción para sus habitantes como para los de otros puntos de la ciudad. Con más de 120.000 habitantes censados, Gràcia acoge todavía un mayor número de personas que acuden cotidianamente a realizar diversas actividades -laborales, lúdicas, turísticas, culturales.

Esta situación responde en principio a algunos de los rasgos que definen a la ciudad más sostenible como son la concentración en el territorio y la complejidad. Sin embargo hay que tener en cuenta que, en el caso de Gràcia, características positivas como las citadas se dan en un espacio muy limitado que con el crecimiento masivo del uso del automóvil, iniciado durante la segunda mitad del siglo XX, recibe aún mayor presión.

La motivación para realizar un estudio de este tipo en Gràcia parte de la constatación empírica que, dada la escasez de espacio público disponible, se ha producido un desequilibrio a favor del automóvil en la ocupación de dicho espacio.

El objetivo genérico es implantar un modelo urbano en el que se unan un nuevo concepto del espacio público y de movilidad.

Este objetivo general incluye los siguientes objetivos parciales:

• Reducir el número de vehículos que ocupan el espacio público y liberarlo para usos ciudadanos que actualmente están mediatizados o impedidos por la presencia del tráfico.

• Incrementar la superficie de espacio público destinada al peatón.

• Crear nuevas ubicaciones para el aparcamiento libre en la vía pública.

• Hacer compatible la carga y descarga con el resto de usos ciudadanos.

• Aumentar la accesibilidad a los espacios verdes y de relación a los habitantes del distrito.

• Aumentar la accesibilidad a los equipamientos a los habitantes del distrito, a pie, en bicicleta o en transporte público.

• Mejorar la oferta de transporte público con una nueva red.

• Favorecer el uso de la bicicleta.

• Reducir el consumo de energía y las emisiones ligados a la movilidad.

• Reducir el nivel sonoro en el espacio público y sustituir la contaminación acústica por sonidos relacionados con la vegetación y la avifauna.